lunes, julio 10, 2006

Internet, ¿gratis cueste lo que cueste?

Patrocinadas, tendremos todavía un montón de información y cosas gratuitas. Sin embargo, prefiero pagar si me dan lo que quiero, pero me evitan ver avisos

Soy adicta a un boletín semanal distribuido sólo a una lista privada de Yahoo. Me gusta el blog
Vivir es cuestión de método, de un escritor de la red de talentos de ContenidoInteligente. Mientras escribo, o creo algo, suelo escuchar una estación de radio de trance en línea.

Casi no veo televisión. Prácticamente no compro revistas en papel desde que aprendí a bajar en pdf los papers de Harvard Business Review. Y sólo porque me inyecta entusiasmo instantáneo, escucho un programa radial mañanero en el carro.

Todas estas cosas que me encanta hacer son gratis y apenas una de ellas no la hago en Internet. Entre estas delicias que aún no me cobran en línea, estaría dispuesta a pagar ya por la suscripción al boletín y más adelante por el acceso a la estación de trance, si bien en ambos casos exigiría mejoras.

Los modelos puros de comercio electrónico, es decir, cobrar por transacciones, aplicaciones y contenidos en Internet o dispositivos móviles es una tendencia en crecimiento. Más o menos como en el resto del mundo ocurre en nuestro país, tal y como reportamos en
una nota en el sitio de ContenidoInteligente.

Específicamente en cuanto al consumo de información (música, textos, videos) es mi impresión que cada vez funcionará más y mejor el pago por suscripciones, porque uno preferirá acceder a lo que le gusta, pagando por el contenido, si con eso queda exento de ver publicidad.

Mylena Sánchez

3 Comments:

Blogger Juan Antonio Muñoz-Gallego said...

Coincido con tu visión, poco a poco seguirán avanzando las suscripciones a servicios on-line.
Si hasta ahora no ha crecido lo suficiente, es por la falta de confianza en los medios de pago actuales.

La publicidad seguirá existiendo porque tenemos distintos segmentos de mercado.

7:29 p. m.  
Blogger ContenidoInteligente said...

Hola, Tony, no había visto tu comentario hasta hoy.
En la Cámara Venezolana de Comercio-e estamos trabajando para que en nuestro país mejoren las pasarelas de pago y toda esa parte de la transacción (pago on line)que ciertamente es una de las patas cojas que venimos arrastrando desde hace años...
Un saludo!
Mylena

9:36 a. m.  
Anonymous NSC said...

La tendencia a comprar bienes de consumo vía Internet está en alza; practicamente, sólo la frena la falta de oferta y las dificultades con los medios de pago. También hay un segmento numeroso de internautas dispuestos a pagar por servicios.

No obstante, poca gente está dispuesta a pagar por contenidos, incluyendo música o películas.
Asimismo, la tendencia es que la gente confíe más en los medios ciudadanos gratuitos y desconfíe de los medios en-línea por suscripción o de las versiones en línea de los medios masivos tradicionales.

Actualmente, un modelo de negocios basado en suscripciones para contenido no es viable. Servicio, interacción con pares y recursos personalizados ajustados a las necesidades de cada cliente es la clave de la web 2.0. Pago por suscripción a contenidos es un modelo que ya fracasó con la burbuja .com.

11:39 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home